Your browser is not Javascript enable or you have turn it off. We recommend you to activate for better security reason¡7 de agosto! ¡Nos espera otro hermoso día!

Acogida > Noticias > Artículo

¡7 de agosto! ¡Nos espera otro hermoso día!

CND

También era un día festivo, ¡estábamos celebrando el cumpleaños de Marthe Falie!

Salimos juntas con nuestra guía del día, la hermana Ginette Filiatrault.

Destino: Sainte-Anne de Beaupré y la Île d'Orléans.  ¡Era un hermoso día soleado!  Llegamos a Sainte-Anne un poco antes de la Misa en inglés de las 9:30.  El celebrante nos dio una cordial bienvenida y nos preguntó de dónde veníamos, todas levantamos las manos: ¡Camerún, Japón, Honduras!  ¡Estaba sorprendido!  También nos preguntó si alguna de nosotras estaba celebrando una ocasión especial.  Dos parejas estaban celebrando sus bodas de oro, por lo que aprovechamos la oportunidad y mencionamos ¡el cumpleaños de Falie!  Justo antes de la liturgia Eucarística, el celebrante le pidió a las parejas y a Falie que se acercaran.  En ese día, ¡nuestra querida hermana novicia fue bendecida y otorgada de gracias especiales! ¡Magníficat!

Después de la Misa, nos reunimos debajo del domo.  Sentimos tanta alegría y emoción al ver a Marguerite Bourgeoys, con un halo enmarcando su cara, junto a los santos en el cielo.

Al saber que ella se encuentra ahí, cuidándonos todos los días, ¡nos sentimos gozosas y agradecidas!

Partimos a las 11:00 hacia la Île d'Orléans.  Antes de almorzar, nos detuvimos unos cuantos minutos en Sainte-Pétronille para ver desde ahí la hermosa vista de la ciudad de Quebec.

Llegamos a las 12:25 a la cabaña de verano de la isla.  Las hermanas Gemma, Micheline y Réjeanne nos dieron una calurosa bienvenida.  ¡Disfrutamos la deliciosa comida preparada por Pierrette!  Apenas tuvimos tiempo de digerirla y nadar un poco en la piscina antes de salir de nuevo.  Esta vez, nuestro destino fue la Parroquia Sainte-Famille.

Visitamos primero la hermosa Iglesia Sainte-Famille.  El señor Réal Blouin nos describió el lugar con tal entusiasmo que hasta casi podíamos ver a Marguerite, Marie Barbier y Anne Meyrand orando y reflexionando.  Esta iglesia también nos enseñó acerca de la gente de la parroquia, gente de corazón.  Esta es la primera iglesia construida en la isla, también es un lugar de paz y gran generosidad.

Luego pasamos a la propiedad contigua a la iglesia, donde la hermana Ginette nos ofreció un relato histórico de la comunidad de la isla: los tres conventos que una vez existieron; los múltiples incendios.  También habló de los milagros ocurridos gracias a la intercesión de Marguerite, la estatua de Marguerite que apagaba incendios y protegía y curaba a los niños.  Estábamos maravilladas con la clase de historia que la hermana Ginette nos dio en el exterior.  Su pasión y el uso de anécdotas ¡nos facilitaron imaginarnos a Marie Barbier y Anne Meyrand entre nosotras!

Nuestro soleado día, lleno de bendiciones, terminó cerca del pozo de Marguerite, donde oramos y cantamos un Magníficat, en honor a su vida, la inspiración, el modelo de determinación que fue, que todavía es y que continuará siendo para nosotras.

Agradecemos con todo nuestro corazón a la hermana Ginette, ¡la valiosa guía que tuvimos durante este día!

 

 

Vuelta al índice precedente Todas las noticias
© Tous droits réservés Congrégation de Notre-Dame, Montréal, Québec, Canada